Oraciones pseudorreflejas

Hay oraciones que se disfrazan de reflexivas pero no lo son.

Los verbos que las constituyen se llaman pronominales, por el hecho de ir acompañadas de un (falso) pronombre.

Indican un cambio de estado en el sujeto o un cierto énfasis intensivo en el verbo (a diferencia del mismo verbo sin el pronombre).

Pueden construirse con un CD (transitivas) o con un CRég (intransitivas):

 

Se cayó de la bicicleta.

Me he comido todas las lentejas.

Se pasean con sus hijos por esta calle.

Nos arrepentimos por/de aquellos tiempos.

Parece complicado distinguirlas, pero no lo es tanto.

Basta con intentar la sustitución del morfema pronominal por un pronombre personal de CD o CI para comprobar que es imposible, a diferencia de las oraciones propiamente reflexivas.

*Lo cayó de la bicicleta.

*Le he comido todas las lentejas.

*Lo pasean con sus hijos.

*Los arrepentimos.

Me peino yo y luego lo peino a él.

 

¿Por qué?

Sencillamente, el morfema en cuestión no es un argumento del verbo, sino un modificador de su aspecto. De ahí que se las llame también “oraciones medias”, aun cuando la voz media del griego clásico no existe en castellano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s