Rafael Alberti

Rafael Alberti Merello, nació el 16 de diciembre de 1902 en El Puerto de Santa María, Cádiz. Rafael Alberti fue un escritor español, reconocido como poeta, miembro de la Generación del 27. Está considerado uno de los mayores literatos españoles de la llamada de la literatura española, cuenta con numerosos premios y reconocimientos. En 1917 se traslada con su familia a Madrid; abandona el Bachillerato y se dedica a la pintura. Durante un período de reposo en la Sierra de Guadarrama, comienza a escribir versos. En 1927 una honda de crisis le hace perder la fe. Cuatro años más tarde se afilia al partido comunista. Tuvo una activa participación política en la guerra y, al acabar ésta, se exilia: París, Argentina y, finalmente, Roma. En 1977 puede regresar a España, donde recibirá el Premio Cervantes. Finalmente, murió el 28 de octubre de 1999.

  • TEMAS Y ESTILO: La obra de Rafael Alberti es la más variada de la Generación del 27, y refleja la personal evolución del autor ante la vida y el arte. Su obra determina un estilo cambiante, que se va adaptando a los diferentes contenidos. Así, desde la sencillez y musicalidad de la poesía popular se pasa a la complejidad de los poemas de inspiración gongorina o a las metáforas y símbolos de la etapa surrealista. Los poemas más conocidos de Alberti son los de la primera época, en ellos predomina la canción breve de estilo popular. La obra de Alberti se caracteriza por el empleo frecuente de recursos de la poesía popular y del folclore (anáforas, paralelismos, etc.); el humorismo, incluso en poemas de temas amoroso o ideológico; y el empleo de los colores y de las imágenes de carácter visual, fruto de su faceta de pintor. No obstante, hay un tema que resalta sobre todos los demás: el mar, su mar del sur, su mar de Cádiz.
  • OBRAS: 

1. Marinero en tierra (1925): es un libro de poemas que obtuvo el Premio Nacional de Poesía. La obra la escribió durante su estancia en San Rafael (Segovia). Pertenece a la primera etapa de la producción de Alberti, caracterizado por el popularismo. La temática y el tono general de la obra es nostálgica, ya que se basa en el recuerdo de su tierra natal, lejana durante el proceso de escritura de la obra.

 El mar. La mar.

 El mar. ¡Solo la mar!

¿Por qué me trajiste, padre,

a la ciudad?

¿Por qué me desenterraste

 del mar?

 En sueños, la marejada

 me tira del corazón.

 Se lo quisiera llevar.

 Padre, ¿por qué me trajiste acá?

2.  La amante (1926): insite en la reinterpretación vanguardista de la tradición.

Castilla tiene castillos,
pero no tiene una mar.
pero sí una estepa grande,
mi amor, donde guerrear.
Mi pueblo tiene castillos,
pero además una mar,
un mar de añil y grande,
mi amor, donde guerrear.

3. El alba del alhelí (1927): insite en la reinterpretación vanguardista de la tradición.

Imagen

 

María Piñero Muñoz

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s